Instagram

viernes, 28 de junio de 2013

LUNA LUNERA

No siempre los días amanecen azules. A veces el azul puede verse rojo, naranja, verde o incluso negro. La historia de Paula amanece de color blanco estrella, brillante y centelleante. Su gran pasión: la Luna. Su día: el 23 de Junio. Deseaba la llegada de ese día con todas sus ansias cada año. El momento de mayor elegancia de la gigante blanca. Además, coincidía con el inicio del verano y la celebración de San Juan, la quema del pasado.

Luna Lunera
Este año viajaba con unos amigos. Esperaba que fuese su mejor verano. En el atardecer del 23, la Luna comenzó a encandilarla. Por la noche, con todos los amigos, organizaron una pequeña hoguera en la playa. Una guitarra bastaba para alegrar la fiesta. En cambio Paula hacía caso omiso. La Luna le estaba hablando y enamorando con sus palabras. Echó a andar hacia su reflejo en el mar. Atravesó toda la playa. No era ella la que andaba. No se percataba de lo que hacía. Sus pies notaron el cálido agua. Siguió andando hacia el reflejo hipnotizador. Siguió. Y siguió. Paula desapareció. Hoy en día, acompaña todas las noches a la Luna en su andadura, siempre brillando sin quitarle protagonismo a su blanca enamorada.

miércoles, 26 de junio de 2013

LA BREVE HISTORIA DE UN AMOR QUE NO SUPERÓ LOS LÍMITES DE UN BESO.

Todo son pequeñas historias de amor. Unos cruzan puentes, otros cogen aviones y algunos conducen durante horas. 

Un día te levantas y encuentras una dulce melodía acariciándote la piel. Qué menos que bailarla. La bailas sin parar: mientras cocinas, mientras te duchas e incluso mientras duermes. Todo lo relacionas con ese dulce ir y venir de sonidos. Decides arreglarte y aquel que puso la aguja del tocadiscos en el surco adecuado llama a tu puerta. 

Miras inquieta por la mirilla y esbozas una sonrisa inevitablemente enamoradiza. Le abres entusiasmada y se queda ensimismado con tus labios rojos. De su chaqueta saca unas partituras. Sin duda alguna son de vuestra melodía. Las guardarás como tu mayor tesoro. Te coge la mano y te saca de allí. 

La breve historia de un amor que no superó los límites de los besos
Continúa con el paseo londinense a la luz de la ciudad. Andáis por sus calles agarrados de la mano y llegáis al cine. Te acurrucas sobre su hombro. Es increíble que un abrazo pueda significar tanto. A la salida de la sala te regala una rosa. Es la primera vez que lo hacen. ¿Qué debes hacer? ¿Le besas? ¿Le abrazas? No puedes. Te ha entrado el pánico. Te levanta el ala del sombrero para verte los ojos. No encuentra más que miedo. "No puedo", te repites una y otra vez. "No puedo, no puedo". Tus piernas se accionan en dirección contraria a sus labios. Llegas a tu puerta, entras dando un portazo. Vas al baño y te miras en el espejo sin evitar culparte. Lloras sin parar. Te sientes ridículamente pequeña, minúscula, tanto que no sientes nada. Tanto, que no te puedes sentir.

martes, 25 de junio de 2013

ABRA CADABRA

Miro el teclado. Lo remiro. "Pues sí, sí que están todas las teclas..." Interesante apreciación. Es importante que lo estén. Imaginaos escribir sin la letra a: "El cristl de l ventn de mi hbitción es trnsprente". No tiene ningún sentido. Como lo que estoy escribiendo. 

Bien, creo que es hora de dejar de lado los desvaríos varios (véase el juego de palabras), aunque idos acostumbrando, y comenzar lo que se conoce como "blog". Y yo a mi misma me pregunto que por qué narices he decidido abrir un nuevo link cuyo nombre común en el mundo exterior es la de "blog". Y creo que no hallo respuesta. Espero que podáis respondermela.

Como veréis, por allá arriba, si seguís mi médula ósea y llegáis al cerebro, las cosas no andan muy bien. Las conexiones neuronales fallan bastante y lo que es peor, no me han diagnosticado nada... No sé que pensar. En fin... Llevo 18 años viviendo con ello, supongo que lo soportaré.

¿No os apetece comer nubes?
Normalmente me llaman Clara, aunque mis pequeñas lapas me llaman Cla. Ahora que lo pienso, en Madrid es imposible que haya lapas, ya que no hay mar... Bueno, no importa, son mis lapitas. Como habréis logrado deducir, porque veo que sois personas inteligentes, vivo en Madrid. Este año he terminado Segundo de Bachillerato (¡Por fiiiiiiiiin!) y en septiembre de este 2013 espero estar empezando el doble grado de Periodismo y Comunicación Audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos de Fuenlabrada. Abro paréntesis largo. Haceos a la idea de que un día por fin consigo ligar y me llega el típico chulito y me dice: "Ey (sin el guapa), ¿estudias o trabajas?". Y yo le respondo: "Estudio". Y a él se le ocurre la genial idea de preguntarme el qué y dónde. Le suelto la parrafada del doble grado tacata tacatá Fuelabrada, y en la palabra Comunicación ya ha amanecido, el chico se ha ido y me han dejado encerrada en el bar. Triste vida... En fin, cierro paréntesis largo tras mi reflexión. A parte de bachillerato, llevo desde los cuatro añitos estudiando música. Voy al conservatorio de Arturo Soria y mi instrumento es la flauta travesera. La música y la fotografía hacen que todo lo que viva tenga sentido. Por eso voy a estudiar Audiovisuales, quiero dedicarme a la fotografía, ya sea en el cine, en un estudio o donde sea. 

Creo que esta es la presentación que merezco poner tras la introducción con la que os he sorprendido. De todas maneras, ya me iréis conociendo entrada a entrada. ¡Volved pronto!


¡ABRA CADABRA!

P.D. mágica: No me preguntéis de qué va a tratar el blog, pero voy a intentar que en cada entrada haya una fotografía/vídeo mía/o. Así extenderé mi imperio y os conquistaré a todos MUAJAJAJAJA.